Tángram

Si la vida fuera un círculo
tu serías su centro
si la vida fuera un octógono
tu serías su centro
si la vida fuera un pentágono
tu serías su centro
si la vida fuera un triángulo
tu serías su centro

Y en cualquiera de los lugares geométricos,
te encontraría.
Pero no, ni eso,
la vida no tiene ni infinitos,
ni ocho, ni cinco, ni tres puntos.
En el juego de las figuras la vida es una recta;
tiene dos puntos.
Recorridos linealmente. Principio. Fín.
No hay centro.
Es por ello que a pesar que seas mi centro amor,
nunca te encontraré.

6 comentarios:

Ivan Monells dijo...

Després de fer la versió poètica de la geomètria proposo la versió física, la química i la informàtica :).

Salut company

marcsit dijo...

Hei, m'ha fet il·lusió que vinguessis a llegir-me les paranoies :P de moment les altres versions queden ajornades :P

José Luis Díaz dijo...

por fin y de nuevo tengo algo que comentar en este blog ;) grande marc! nunca me había planteado esta idea y de esta manera.

Nos vemos en breve!
1 abrazo!

Rebeca dijo...

Maldita geometría...

marcsit dijo...

... y maldita recta. Oye pensaba que no escribías pero no... sigues escribiendo... ¿porqué no me llegaría al Reader? Gracias por pasarte Rebeca.

Jesús Mallo dijo...

molt interessant !